You are here: Home » Poesía » Niño prohibido

Niño prohibido

Compártelo con tus amigos...Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email

Con luna llena ha nacido
un niño que está prohibido,
o eso quisieran las leyes
que dictan hombres no reyes
(y aun si tuvieran tal nombre,
los reyes sólo son hombres).

De la madre no se fíen,
que nació allí y no aquí…
¡Qué delito, qué crimen!
¡Qué cosa tan mala y vil!

Si eres de allí y eres pobre
la ley le dice a la gente
que no llegas a hombre,
sino sólo a delincuente
(mas si tuviera tal nombre,
el pobre también es hombre).

Muévanse las acciones
los bancos subiendo,
se hundan naciones;
sean príncipes, banqueros,
o tiburones financieros,
presidentes o especuladores…
me vale más este niño
que el interés de los ladrones.

Y sea diputado, sea rey,
o del dinero la grey,
quien a los demás legisla,
mandémosle a una isla
si en él no prima una ley.

Únicamente una ley…

Pues una ley ha de valer
para poder llegar a ser
de veras hombres nosotros:
“Amaos como yo os amé,
los unos a los otros”.

Compártelo con tus amigos...Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

9 + 2 =